Sáb. Oct 23rd, 2021
Zona Colonial
Zona Colonial
Ciudad Colonial

La Ciudad Colonial de Santo Domingo y el valor de sus espacios públicos empieza a recuperar su esplendor por la ejecución del Programa de Fomento al Turismo Ciudad Colonial de Santo Domingo que ejecuta el Ministerio del Turismo en coordinación con otras nueve entidades de los sectores público, privado y de la sociedad civil.
El proyecto, que se ejecuta con un aporte inicial de US$30 millones financiados por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y US$1.2 millones del Estado dominicano, tiene por objetivo mejorar los espacios públicos, la integración de la comunidad al desarrollo turístico y el fortalecimiento institucional y de la gestión, que incluye programas de calidad, conteo estadístico y formación de los residentes, empleados y guías.
María Luisa Cerrillo y Rafael Fontes, asesores de la empresa AUC, ganadora de la licitación para el desarrollo del Proyecto de Renovación Integral de Calles, coinciden en que la Ciudad Colonial de Santo Domingo tiene condiciones muy favorables para su recuperación, porque no tiene grandes barbaridades desde el de punto de vista de la intervención estructural como sucede en otros centros históricos como los de Lima y Valladolid.
Fontes dijo que incluso las edificaciones modernas que se han realizado en calles como la Palo Hincado, donde fueron demolidos edificios coloniales, fueron hechas de manera muy correcta.
Cerrillo consideró que el abandono que sufrió el casco histórico de la Ciudad Primada de América, en cierta medida lo salvó de la corriente de modificaciones que sufrieron otras ciudades.
“Es como una princesa maravillosa vestida de harapos, que no se puede apreciar su belleza porque está detrás de un escaparate de suciedad espantoso. Aquí lo único que hay que hacer es dejar que se vea”, aseguró.
“Tenemos clarísimo que el proyecto va a funcionar porque en Santo Domingo tenemos los mismos problemas que en muchos otros lugares: contaminación ambiental y una cierta depresión social, pero cuando hay un proyecto integral el impacto es inmediato y con una gran capacidad de transformación urbana”, expresó Cerrillo.
La arquitecta citó el ejemplo La Laguna, en Canarias, que definió como una ciudad que no tenía esperanzas sobre sí mismas y en la que en seis años se logró un cambio completo en la mentalidad de la ciudad, que se ha apropiado de la calidad de sus espacios.
“La ciudad antigua tiene una gran capacidad de regeneración, porque mientras la suciedad llama más suciedad, cuando todo está bien cuidado se genera una especie de competencia entre los residentes de cuidar su entorno y la imagen de las casas, es un efecto que lo crea la misma sociedad”, explica la experta.
No obstante, la coordinadora del proyecto, Maribel Villalona, dijo que se están fijando reglamentos claros para establecer lo que los residentes y comerciantes deben hacer, en cuanto a la forma de pintar las casas y los tipos de letreros que se pueden colocar.
Integración
Cerrillo enfatizó la importancia de cambiar la percepción de que todo en el casco histórico está prohibido, sino que la atención al comerciante, al residente y al inversor tiene que ser efectiva y bien coordinada.
Villalona señaló que existe una actitud de poca credibilidad y ánimo, producto de años de abandono y decepción, por lo que es necesario lograr que los ciudadanos se sientan parte integral del proyecto.
Resaltó la importancia de que las personas se incorporen de una manera sana a la dinámica económica de la Zona Colonial y generar sus propios recursos. Instó a los comerciantes a que se animen a invertir en sus negocios al ritmo en que se realizan los trabajos del programa, acorde con las recomendaciones que ha trazado el Comité Consultivo.
Cerrillo dijo que ese proyecto debería generar programas de incentivo a la inversión, como líneas de crédito para que los residentes y comerciantes mejoren las viviendas y escaparates, pues la idea es que sea un trabajo integral.
El programa incluye un plan rescate de la calle El Conde, en la que hay que analizar el perfil comercial en el contexto de la ciudad completa. “Esa vía peatonal no puede competir del mismo modo que las calles Duarte, Mella o las del polígono central porque su objetivo es distinto”, puntualizó Villalona.
Sostenibilidad
La funcionaria del Ministerio de Turismo enfatizó que la recuperación de la Zona Colonial no solo aumentará el flujo turístico, sino que los dominicanos la redescubrirán, y eso derivará en un gran dinamismo económico y en un sentido de apropiación que tendrá un impacto muy positivo para la sostenibilidad del proyecto.
Cerrillo refirió que en Santo Domingo se debe evitar lo que sucedió en ciudades españolas como Cáceres y Toledo, donde se despoblaron los centros históricos para restaurarar las escenografías y ahora ha habido que hacer inversiones importantes para devolver la vida a esas ciudades.
“Esos ejemplos revelan que el contexto físico es importante, pero también se requiere una estructura social sólida y autosostenible que permita que la ciudad viva”, enfatizó la experta.

Por Margarita Brito

Periodista con más de 20 años de experiencia en radio, televisión y prensa escrita. Esposa, madre y abuela. Escribo porque me gusta y porque nada me es ajeno.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *